Archivo de la etiqueta: ecologismo

Compromisos del IUCN para la biodiversidad hasta 2020

El Congreso Mundial para la Conservación de la Naturaleza celebrado por la IUCN en Hawái culminó con la propuesta de la agenda de medidas para los próximos cuatro años, recogida en el documento Navigating Island Earth, que se basa en las deliberaciones de los pasados días entre representantes de 192 países y la votación de los sucesores en los puestos de Presidencia -donde Zhang Xinsheng fue elegido para un segundo mandato-, Tesorería, Comisiones donde se establecen competencias como la conservación de especies o las propuestas de leyes medioambientales y los Consejeros que actúan como embajadores de la IUCN en ocho regiones -África, América del Sur y Central, Norteamérica y el Caribe, Sudeste Asiático, Asia central, Asia occidental, Oceanía, Europa del este, Europa occidental- para el periodo 2016 – 2020. El próximo Congreso Mundial de la Naturaleza se llevará a cabo en el año 2020.

La agenda de sostenibilidad global para la conservación de la biodiversidad incluye la importancia de vincular la espiritualidad, la religión, la cultura de las comunidades locales a la conservación de la naturaleza, y la necesidad de implementar soluciones basadas en la biomimesis para proteger los ecosistemas, al tiempo que se afrontan con eficacia los retos sociales, tales como la seguridad alimentaria y el acceso al agua potable, detener el cambio climático, la reducción del riesgo de desastres medioambientales como los seísmos, ciclones o tsunamis, que en definitiva revierten en la salud humana y el bienestar económico.

Respecto a la extensión de áreas de conservación o reservas naturales por parte de los gobiernos de distintos países, Obama aseguró que se expandirá el área dedicada al Monumento Nacional Marino Papahānaumokuākea, escenario para el Congreso de la UICN. El gobernador Ige de Hawái se comprometió a proteger el 30% de los bosques más altos de las cuencas hidrográficas prioritarias de Hawái, gestionar eficazmente el 30% de las aguas cercanas a la costa de Hawái para el año 2030, duplicar la producción local de alimentos y emplear un 100% de energías renovables en el sector eléctrico para el año 2045. Colombia anunció que cuadruplicaría la extensión del santuario de fauna y flora de Malpelo alcanzando 27.000 km2. El Congreso de la UICN también adquirió nuevos compromisos sumándose a la iniciativa Desafío de Bonn para restaurar 150 millones de hectáreas de tierras degradadas y deforestadas hacia 2020, con la meta de 350 millones de hectáreas para el año 2030. Con la adhesión de Malawi y Guatemala al reto de la comunidad internacional, ya se han superado los 113 millones de hectáreas, en un pacto realizado por 36 gobiernos, organizaciones y empresas.

Los miembros de la Unión Internacional por la Conservación de la Naturaleza (IUCN) urgieron a los diferentes gobiernos que cierren los mercados de sus países al tráfico de marfil, procedente de la caza furtiva de elefantes, que pone en riesgo tanto la supervivencia de la especie en peligro como supone daños a los ecosistemas de la sabana y las selvas de África subsahariana, así como los vigilantes de las reservas que se enfrentan a los cazadores furtivos. También se señaló la necesidad de colaboración internacional para trazar las rutas de tráfico ilegal de lana de las vicuñas del altiplano andino. Los nativos americanos que poblaban el altiplano de los Andes valoraban las fibras de la lana de vicuña desde tiempos anteriores al imperio inca y la llegada de invasores coloniales. Las primeras leyes de conservación de las vicuñas para limitar la caza fueron promulgadas por Simón Bolívar, sin embargo hasta la segunda mitad del siglo XX no se ha aprobado un marco legal que controle las exportaciones de la codiciada fibra de vicuña.

Otro de los compromisos importantes para frenar la caza furtiva hacia el año 2020, particularmente en Sudáfrica es prohibir la caza de leones criados en cautividad y dispuestos a turistas sin escrúpulos en zonas cercadas donde el animal no puede escapar, una práctica lamentable denominada «canned shooting». Según una investigación publicada por el diario británico Daily Mail en agosto del pasado año, The horror of ‘canned lions’: Undercover investigation reveals how majestic beasts are being bred like ‘farmyard chickens’ just so hunters can choose which animal they want to kill for £31,000 from a catalogue, se trata de un negocio ilegal que atrae a turistas que previamente han seleccionado en un catálogo el león que desean abatir, después costean el viaje a Sudáfrica para la repugnante cacería donde matar a uno de esos leones criados en cautividad y encerrados en una finca vallada. Una práctica que ya había sido alertada cuando Cecil, un león de Hwange National Park en Zimbabwe fue abatido como trofeo por un turista estadounidense, Walter Palmer, dentista de Minnesota. El funcionamiento de dicho negocio turístico que explota la vanidad y la arrogancia de extranjeros ricos a costa de instrumentalizar a especies protegidas, está investigado en la web cannedlion.org.

IUCN para la biodiversidad

Poblaciones indígenas

Los miembros de IUCN acordaron crear una categoría para organizaciones de pueblos indígenas, dando respaldo a sus derechos en la comunidad internacional. “La decisión de crear un lugar específico para los pueblos indígenas marca un paso importante para lograr un uso equitativo y sostenible de los recursos naturales”, declaró Inger Andersen. “Los pueblos indígenas son custodios de la biodiversidad del mundo. Al darles la oportunidad crucial de ser escuchados en la comunidad internacional, hacemos nuestra Unión más fuerte, más inclusiva y más democrática.”

“Para las poblaciones indígenas es una oportunidad de contribuir a las normativas globales de conservación biocultural, aportando conocimiento tradición a la futura dirección de la conservación de la diversidad.”

Los miembros de IUCN también han acordado que las áreas de conservación de la naturaleza sean consideradas como zonas vetadas para actividades industriales que dañen el medioambiente, como la minería, la extracción de petroleo y gas, la industria del aceite de palma, o desarrollo de infraestructuras, como las presas, carreteras y oleoductos. Destacando la necesidad de respetar los derechos de las comunidades indígenas para asegurar su libre, previo e informado consentimiento en relación a cualquier actividad en emplazamientos naturales sagrados y territorios protegidos por poblaciones indígenas y comunidades locales, especialmente las forestaciones primarias, parajes boscosos que nunca han sido explotados, transformados técnicamente o alterados directa o indirectamente por el hombre.

IUCN para la biodiversidad

La naturaleza como capital

Los miembros de IUCN acordaron definir una política relativa al capital natural, tomando en cuenta cuestiones ecológicas, éticas y de justicia social. Se destacó la emergencia de normativas que promuevan la integración de valores ecologistas en la toma de decisiones de empresas e instituciones financieras, como ocurrió en los últimos años con las protestas de grupos ecologistas a las entidades bancarias que financiaban a las empresas que construían oleoductos forzando a las ballenas grises y ballenas jorobadas a desplazarse desde sus hábitats en el Pacífico.

El texto completo con todas las medidas y compromisos adoptados en el congreso de IUCN para la conservación de la biodiversidad en el periodo de 2016 a 2020 se puede leer en IUCN.org, así como el documento con los Compromisos de Hawái.

Greenpeace alcanza su cuarenta aniversario

Greenpeace es la ONG ecologista más conocida internacionalmente, con varios millones de socios y oficinas en más de 40 países, Greenpeace Internacional y el Consejo Directivo se encuentran en Ámsterdam, Países Bajos, sus objetivos se centran en: concienciar por el cambio climático y reducir las emisiones industriales contaminantes, evitar la devastación forestal, proteger especies marinas en peligro, exponer al público la industria alimentaria sin frenos en sus técnicas de instrumentalización por encima de ética y recursos naturales fácticos, detener la energía nuclear. Fundada en el año 1971 en Vancouver, Canadá, por Paul Watson tras una protesta ante la práctica nuclear estadounidense en el archipiélago de Amchitka, isla volcánica en Alaska, actualmente celebran su cuarenta aniversario.

Cuarenta aniversario Greenpeace.

El movimiento ecologista nació en septiembre de 1971 de forma practicamente espontánea cuando un grupo de activistas antinucleares estadounidenses, algunos cuáqueros y objetores de conciencia japoneses que se habían refugiado en Estados Unidos para no participar en la guerra de Vietnam, formaron una pequeña organización o comité llamada «Don’t make a wave» que protestaba contra las pruebas nucleares que los Estados Unidos llevaban a cabo en el archipiélago de Amchitka. El nombre del grupo hacía referencia la posibilidad de que, al ser una zona sísmicamente inestable, las pruebas atómicas que allí se realizaban pudiesen provocar un maremoto. La prueba nuclear no pudo ser impedida pero la acción de denuncia provocó que durante días se produjeran manifestaciones de decenas de personas en la frontera entre Canadá y Estados Unidos. Estados Unidos anunció que aquélla era la última prueba nuclear que se realizaba en las islas Aleutianas. Amchitka fue protegido posteriormente como una reserva ornitológica, mientras Greenpeace prosiguió en las manifestaciones públicas pacíficas en contra de los tests nucleares, contra otras potencias mundiales. El 10 de julio de 1985, Rainbow Warrior, el principal barco de la organización, fue hundido a medianoche por los servicios secretos franceses, asesinando al fotógrafo portugués Fernando Pereira que se encontraba a bordo, estando el barco en Auckland Harbour, Nueva Zelanda.

Cuarenta aniversario Greenpeace.

De manera delirante, décadas después de ser tratados como enemigos políticos tanto por grandes empresas multinacionales como por gobiernos, los activistas ecologistas de organizaciones como Greenpeace al igual que activistas de asociaciones antiespecistas como Igualdad Animal, han sido calificados como ecoterroristas. En la última década del siglo veinte, Greenpeace ha vuelto a operar con otras naves como Rainbow Warrior II, Arctic Sunrise, MV Esperanza, teniendo sus focos de preocupación en la selva amazónica y el océano Ártico, según su página oficial tienen 11,6 millones de suscriptores en el mundo, 2,8 donantes entre las personas que simpatizan con el activismo ecologista.

Más información en la nota publicada sobre el cuarenta aniversario de Greenpeace en su web oficial.